sofás chaise longue

Los sofás chaise longue han pasado de ser un signo de estatus, a convertirse en un mueble de acceso común por su comodidad y por las muchas oportunidades que ofrece a la decoración. Los hay para todo tipo de presupuestos y necesidades. Y, dada su popularidad, el tamaño tampoco es un problema, ya que cada vez más fabricantes adaptan sus medidas a las características de las viviendas actuales.

Para que puedas elegir el que mejor se adecua a tu hogar, te presentamos 6 tipos de sofás chaise longue.

Estilos de sofás chaise longue para todas las viviendas

El de líneas rectas y modernas

El chaise longue que más se ha visto en todos los escaparates de las tiendas de decoración es el moderno, con líneas muy rectas y colores neutros. Es perfecto para salones de estilo contemporáneo y ambientes muy sobrios. En colores neutros o más llamativos, podrás adaptarlo a prácticamente cualquier espacio.

Cambiando la tapicería, se pueden renovar sin esfuerzo, así que son una buena inversión a largo plazo. Esto resulta más sencillo todavía si optas por un modelo reversible.



Sofás chaise longue de época

Este estilo de sofá con un extremo más largo para colocar los pies nos retrotrae a épocas pasadas. Desde la década de los años 20 en adelante, se ha tratado de una pieza de mobiliario única. Hoy en día puedes encontrarlos de auténtico estilo nouveau o decó, pero también de factura actual que recrea cualquiera de las dos épocas. Los primeros abundan en adornos y curvaturas mientras que los segundos son más rectos y funcionales. El tamaño también es indicador del estilo, ya que el art decó trabajaba modelos más amplios.

Sofás chaise longue con múltiples utilidades

Si buscas que tu sofá no sea solo un mueble para descansar, sino que necesitas que cumpla alguna otra función, puedes buscar los siguientes tipos:

  1. Sofás reversibles para poder cambiar la decoración dependiendo de la estación del año o de tu estado de ánimo.
  2. Sofás chaise longue con arcón para aprovechar el espacio de la parte más larga como almacenaje.
  3. Sofá cama para acomodar a tus invitados sin necesidad de habilitar un espacio especial para ello. Por la estructura de la chaise longue, suelen ser especialmente cómodos. Sobre todo, si incluyen una cama italiana.
  4. Con pufs o cojines extraíbles. Son perfectos para tardes de películas y palomitas e incluso como espacio de juego para los más pequeños en los momentos en que no se puede salir al exterior.

Escojas el tipo de sofá que escojas, recuerda que el mobiliario de tu casa e incluso el de tu segunda residencia es una inversión que debes proteger. Para ello te recomendamos la contratación de un buen seguro de hogar que cubra tanto continente como contenido. Echa un vistazo a nuestras pólizas.

Entradas recomendadas

Aún no hay comentarios, envía tu comentario


Añadir un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *